APRENDIENDO A CUIDAR NUESTRA SALUD EN INVIERNO

Con el frío y los cambios de tiempo, aparecen las enfermedades respiratorias.

La llegada del invierno contribuye a la proliferación de estas enfermedades, ya que el frío provoca una disminución de la capacidad defensiva de las mucosas de las vías aéreas superiores.

¿Qué pasa cuando nos resfriamos? Los virus nos atacan metiéndose en nuestro organismo y debilitando nuestras defensas. Se transmiten mediante el contacto con objetos o partículas de saliva que salen por la boca cuando hablamos o estornudamos, por eso es fácil contagiar el resfriado.

Tras haber pasado unos días con un proceso catarral me ha echo pensar en si sabemos las pautas a seguir para enfrentarnos a dichas patologías.

Cuando estás resfriado se pueden tener desde uno hasta varios de estos síntomas: 


¿Sabemos cuidarnos en invierno?, ¿Qué podemos hacer para no resfriarnos?


Algunos consejos simples y prácticos que podemos llevar a cabo para prevenir el resfriado:
  • Lávate frecuentemente las manos ya que es el mejor aliado como medida preventiva. Las gotitas que se emiten al toser, estornudar o hablar pueden quedar en las manos, donde el virus puede sobrevivir unos minutos (menos 5 minutos): por eso es importante el lavado de manos.
  • Estas gotitas pueden depositarse en superficies (muebles, tiradores de puertas, objetos..), donde el virus puede permanecer de horas a días: por eso es importante limpiar a diario estas superficies con los productos de limpieza habituales.
  • Ventilar a diario habitaciones y aulas.
  • Tápate la nariz y la boca cuando tosas o estornudes. Recuerda..¡NO TE PONGAS LA MANO! es mejor cubrir tu boca con el antebrazo o tu codo.
La respuesta al ¿PORQUÉ? es muy sencilla: Dado que las manos las utilizamos continuamente para una infinidad de cosas, taparse la boca con ellas no parece la mejor opción, los virus presentes en la saliva de la tos o de los estornudos tienen en las manos sus mejores aliados. Evita tocar con tus manos los ojos, la nariz y la boca ya que son posibles vías de contagio.
 La mejor opción es cubrirse la boca con papel desechable y después deshacerse de él. Sin embargo, no siempre es posible y es necesario cubrirnos la boca con el brazo a la altura del antebrazo o del codo de manera que la expansión de los virus sea menor.
  • Protégete el frío, abrígate lo justo, evita tanto el exceso de abrigo en lugares cálidos como la falta de abrigo a la intemperie, permite que el organismo utilice sus propios mecanismos de adaptación.
  • Lleva una dieta variada y realiza hábitos saludables para mantener un sistema inmune  fuerte. Comer fruta y verdura nos puede ayudar a ahorrar más de un resfriado. COMER VERDURA NO ES UN ROLLO, ES QUERER ESTAR SANO, la fruta tiene vitamina C y puede ayudarnos a no constiparnos.
  • Bebe gran cantidad de líquidos para mantenerte hidratado. Cuando se está resfriado hay que hidratar muy bien el cuerpo, por eso se recomienda beber mucho líquido, zumos, infusiones, hacer vahos de eucalipto...
  • Descansa para ayudar a la mejora de la infección.

                                            













Comentarios

Entradas populares de este blog

PROTOCOLO INTERNO FRENTE AL CORONAVIRUS EN NUESTRO COLEGIO SMM

BIENVENID@ A NUESTRO BLOG

LANZAMIENTO DE BESOS DESDE LA ENFERMERÍA